Optimismo con la renovación de Ilaix

Barça y jugador buscan cerrar la renovación antes del ‘stage’ que la plantilla inicia mañana en Alemania
Las diferencias se van puliendo y las dos partes muestran un prudente optimismo con el ‘sí’ definitivo

Barça e Iliax Moriba están condenados a entenderse. El centrocampista quiere quedarse y el club está realizando un notable esfuerzo para que renueve su contrato con el B arça, que expira en junio de 2022. Las posturas se van acercando poco a poco y las diferencias, puliéndose. La cuestión ahora es saber cuándo se alcanzará el ‘sí’ definitivo. Al técnico Ronald Koeman le gustaría incluirlo en la expedición que partirá mañana al mediodía hacia Alemania, donde la plantilla hará un ‘stage’ hasta el 3 de agosto.

Viendo que el entendimiento es más que posible, el Barça no quiere esperar mucho y busca un acuerdo ‘express’ que pueda desbloquear una negociación enquistada desde hace tiempo y que ha impedido a Ilaix iniciar la pretemporada con el primer equipo, obligándole a ejercitarse con el Barça B pero sin participar en ningún partido. El objetivo ahora es que su futuro quede aclarado antes de que la plantilla se suba al avión rumbo a tierras alemanas, a la localidad de Donaueschingen, situada entre la Selva Negra, Suiza y el Lago de Constanza, donde seguirá con su preparación durante una semana.

En el club dan señales ya de cierta esperanza. Lo ideal sería que el visto bueno de las dos partes se alcanzara de inmediato pero la dirección deportiva da por buenos los ligeros avances que se están dando. “Esta semana será importante. Seguimos trabajando con sus agentes y negociando para llegar a un acuerdo”, explican a MD fuentes del Camp Nou.

Los contactos con los representantes del jugador son constantes y diarios, siempre por vía telemática, por lo que no sería de extrañar que, de no mediar obstáculos, se pudiera alcanzar una entente. El paso adelante para desencallar la situación está dado y seguirán hablando en estas próximas horas. Por primera vez en todos estos meses de negociación, el optimismo va en aumento pero con una prudencia que las dos partes tratan de transmitir cuando se les pregunta.

Ilaix sabe que el Barça le quiere y valora todos los esfuerzos que están dando para que se quede en el Camp Nou. No lo está pasando bien porque siente que están medio de unas negociaciones y sufre porque no se alcanza el ‘sí’ definitivo y porque tampoco puede jugar, que es lo que más desea, ya sea con los mayores, con el filial o con el juvenil. Su deseo es ir al ‘stag e’ de esta semana pero asume que todo dependerá de las conversaciones. Si los contactos están encarados y se llega un principio de acuerdo como pasó con Alejandro Balde y quedan sólo flecos, el club podría levantarle el veto para que pudiera recoger la tarjeta de embarque.

Las condiciones

El club quería blindar a Ilaix con un contrato largo y su última propuesta es un contrato por tres temporadas más. De esta manera, le ofrecen al jugador la posibilidad de demostrar su potencial en el primer equipo, donde tiene la confianza total de Ronald Koeman y poder renegociar su salario de nuevo tras tres temporadas en la élite, con la sartén por el mango y con tan solo 20-21 años. Entonces, en 2024, se espera que el contexto económico en el Barça haya mejorado considerablemente.

El Barça confía en su progresión, como quedó demostrado cuando realizó un esfuerzo más que considerable en la renovación de 2019. Una muestra de las grandes expectativas que tienen en su juego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *